Turismo

CUNDUACAN_Actividades3

La ciudad de Cunduacán, cuenta con hermosos paseos, monumentos, parques y jardines. Uno de las construcciones más importantes y representativas de la ciudad es la Iglesia de la Natividad de María, la cual está ubicada en el centro de la ciudad y es una construcción que data de 1725.

En las cercanías, se localiza la iglesia de Las Mirandillas, iglesia construida en 1724, ubicada en la antigua hacienda de la familia del presbítero José Eduardo de Cárdenas (hoy ranchería La piedra primera Sección).

Hacienda la Chonita

La Hacienda la Chonita data del año 1800 es una reliquia cultural debido a su antigüedad, ya que fue habitada por uno de los Gobernadores del estado; el Sr. Don Santiago Cruces Zentella, cuya fotografía se encuentra en el Palacio de Gobierno en el cuarto piso en la sala de Gobernadores.

Enclavada en la perla de Atenas de Tabasco, tiene una superficie de 30 hectáreas. Es considerada como visita obligada dentro de la ruta del Cacao.

Actualmente ofrece servicios de educación ambiental para niños y jóvenes de todas las edades, además se cuenta con sesiones de baño de Temascal, masajes, barro corporal, alimentación, hospedaje, cayaquismo, pesca, renta de bicicletas, visitas guiadas por las plantaciones de cacao, conociendo la abundante Flora y Fauna del Estado (Iguanas, Víboras, tortugas, Lagartos, Aspoques y, plantas como la Ceiba, Guayacán, Cocoite).

Hoy es considerada como una verdadera reliquia histórica por los habitantes del Ejido La Chonita, debido a que entre sus paredes vivió hace muchos años el que fuera Gobernador del Estado Santiago Cruces Zentella, el cual era descendiente de acaudalados españoles.

En la actualidad las frías y carcomidas paredes de la ex hacienda denominada La Chonita son parte de un atractivo turístico ya que en ese lugar se puede admirar la extracción de jugo de caña, los criaderos de iguanas, lagartos. Pero sobre todo el proyecto agrícola consistente en el uso de las lombrices como medio para depurar la tierra y extraer de esta forma el humus. A este proceso se le ha denominado Lombricultura.

Esta propiedad se encuentra localizada en el Ejido La Chonita de este municipio, comunidad a la que se puede llegar por la carretera Cunduacán-La Trinidad, precisamente tomando la vía federal que conduce al vecino municipio de Comalcalco.

Históricamente se sabe que estas instalaciones era propiedad de Benito Cruces, padre de quien en el año de 1876 fue gobernador del estado: Santiago Cruces Zentella.

El libro de Historia de Tabasco, escrito por Enrique González Pedrero y Julieta Campos hace referencia de este personaje en un párrafo que textualmente explica:

“En este momento cuando Manuel Sánchez Mármol director intelectual del movimiento republicano en Tabasco funda El águila Azteca, y más tarde, con la colaboración de Erasmo Presenda Arcadio Zentella, Santiago Cruces, y Desiderio Germán Rosado, publica El Disidente, periódico liberal que criticaba duramente al imperio y cuyos ejemplares amanecían regados por las calles que sigilosamente hacían salir de los tupidos cacaotales de la finca La Candelaria, propiedad del señor Presenda”.

Actualmente la casona de Los Cruces se encuentra en manos de la familia Fernández, quienes la han convertido en un atractivo para estudiantes, maestros y público en general, ya que en el patio trasero se colocó un lugar cerrado, donde las iguanas, lagartos e hicoteas se reproducen anualmente.

Ahí en medio de una gran variedad de plantas típicas de todo el estado, se localiza una vieja porqueriza, la cual según los encargados de esta propiedad, data de hace más de 200 años. Ya en la sala de la vieja casona se encuentra colocada en la pared una fotografía de Don Santiago Cruces, la cual está precisamente enfrente de una urna donde se pueden observar especimenes de la serpiente conocida como Mazacoatl.

En el patio principal que se viste con un verde pasto, se puede observar un profundo pozo artesiano, un viejo trapiche, y una galera donde se ha establecido un proyecto denominado como Lombricultura.

Entre la vegetación consistente en plantaciones de caña y cacao se erige este monumento histórico, mismo que actualmente sirve de posada para la familia de Don Juan Murillo Lara, encargado de la vieja Hacienda de Santiago Cruces.

“Lo que yo se de esta hacienda es muy poco, porque la verdad es que no hay mucho escrito al respecto. Dicen que se le puso el nombre de La Chona porque esta era una propiedad que tenía cientos de hectáreas de tierra, precisamente hasta antes de la Revolución Mexicana”, abundó.

Postrado junto al pozo artesiano, señaló que en un principio se dice que este inmenso rancho era de Don Benito Cruces, padre del que fuera Gobernador del Estado en 1876, Santiago Cruces Zentella quien al parecer fue también caudillo de la época.

“En la actualidad lo que queda de esta hacienda es propiedad de es propiedad de Benito y Alfonso Fernández, quienes se han preocupado por conservar este patrimonio histórico casi intacto. Inclusive le han incluido otras cosas como los criaderos de iguanas, hicoteas y lagartos, los cuales son parte de los atractivos de este lugar”, explicó.